mayo 08, 2012

[próximamente]

Yo escribía
para huir de mí y, a la vez, para tener la certeza de que el hombre que cada mañana me miraba desde el espejo no era otro más que yo. Tangible. Concreto. Escribía para extender los dedos y tocar la noche con mis yemas [la noche diferente a mí. La noche tersa que oculta otras noches pequeñas]. Escribía para indagar; para contestarme aquellas preguntas que se me iban acumulando en las sienes; para escuchar en otros un corazón como el mío, como el de los árboles.


mayo 02, 2012

próximamente

Con el tercer mensaje de Lara mi realidad tomaba una densidad insoportable. El peso de la mentira me sacudía. Debía encontrar una fuga, un territorio secreto donde colar las lágrimas. Buscaba oídos y los de Giuliana fueron los primeros que encontré. Se enteró por mi boca y le hablé sin mentiras pero sin verdades. También a Pablo. A Silvana no.


Seguidores

Histórico